Viajar te cambia la vida

Viajar por el mundo te cambia la vida, abre cada poro de tu cuerpo, expande cada neurona de tu mente y, sobretodo, te hace sonreir a todas horas. Es una actividad poco recomendada (por la gran mayoría de apasionados de la famosa “Zona de confort”) pero que a mi parecer debería hacerse más a menudo (al igual que el acto sexual).

Todo comenzó hace unos cinco meses. Me encontraba sentado en mi perfecto espacio vital, el rincón donde todo se hace y deshace al mismo tiempo. La “cocina” de este aspecto panorámico que presento hoy en día. Mi habitación. Fue entonces cuando mi iPhone (recalco la marca por las dolorosas 24 cuotas que me ha costado pagar) empezó a sonar como si de un político el día de campaña se tratara. Recibí una llamada rutinaria que no supe hasta mucho después, me cambiaría la vida. La llamada que supuso una ruptura a todos los paradigmas mentales que tenía por aquel entonces.

Recibí la llamada de Borja Chenoll, asesorado por Jorge Sarrión (un amigo de la infancia que conocía mi situación y quería ayudarme a través de él). Me dijo que si quería algo más en mi vida. Si estaba cómodo con mi rutina y status actual. Mintiéndome a mí mismo le dije que estaba genial (cuando no lo era) aunque a pocos minutos de la llamada, se descubrió el “pastel”. Me emplacé con esta persona a una reunión, que supuestamente iba a ser cortita, pero duró casi tres horas. Me encantó todo. La visión del equipo de ONEWORK. El estilo de vida. La forma de trabajar en equipo. Las formaciones semanales. TODO. Me enamoré al instante.

Gracias a toda la formación que recibí todos estos meses he podido aprender de desarrollo web, aplicaciones móviles, blogging, tarjetas digitales, landing pages… entre otras muchas decenas de cosas. Pero el valor más importante y de aprendizaje ha sido conocer al equipo y desarrollar mi capacidad para comunicar y transmitir información.

Yo siempre he sido una persona algo introvertida al principio, pero me suelo soltar cuando la confianza aflora como si de un haz de luz se tratara. Además, gracias a toda la confianza que he ganado en mí mismo, unido al aprendizaje y a la situación personal tan buena que vivo, a fecha de hoy puedo decir que los miedos a hablar en público o las dificultades para establecer vínculos sociales, se han extinguido. Me considero un motivador, un apasionado por ayudar a las personas a descubrir su pasión. Un amigo. Un compañero. Una persona con la cual aprender y retroalimentarse todo el tiempo. Como diria Muhammad Ali, “I will show you, how great I am”. Eso fue lo que me dije cada uno de los días que me levanté desde aquel día.

Y fue entonces cuando conocí el club que ha cambiado de vida. Al cual me considero parte en la actualidad. En mi club ayudamos a todas personas que quieran tachar de su lista mental (y en muchos casos en papel) los destinos que siempre quisieron visitar pero que por falta de tiempo o dinero, nunca pudieron llevarlo a cabo. Todas las personas miembros del club, viajan al 50% en más de 5500 cruceros del mundo. Prácticamente cualquier lugar donde haya un puerto, tenemos cruceros del club que salen de ellos. Yo formo parte del club como socio-miembro y ayudo a realizar el Marketing en toda la zona de Valencia (España).

Actualmente he reservado mi primer crucero para este verano, durante ocho días a bordo de un MSC Poesía, empezando en Venecia y pasando por Islas Griegas y Croacia entre otros. Estoy contemplando la posibilidad de hacer un crucero antes, puesto que estoy como loco por coger mi bañador, mi sombrero de paja y a ver el mundo, ¡que no engorda!.

Un abrazo y Recuerda: ¡No tengas miedo a fallar, ten miedo a no intentarlo!

Javier Pérez

contacto@javierperezsoriano.com

Sígueme en Facebook: Facebook.com/japeso92

Sígueme en Instagram: Instagram.com/japeso92

Sígueme en Linkedin: Linkedin.com/japeso92

Sígueme en Youtube: Youtube.com/JavierPerezSoriano

Sígueme en Google+: Plus.google.com/+JavierPerezSoriano